Declaración 8 Encuentro Nacional de la Red Nacional de Semillas Nativas y Criollas de Uruguay



Declaración Final del 8° Encuentro Nacional Bienal de la Red Nacional de Semillas Nativas y Criollas

LA RED Nacional de Semillas Nativas y Criollas, en su IX Encuentro Nacional Bienal realizado el 26 de abril en Termas del Arapey (Salto, Uruguay), reafirmó su compromiso y determinación a continuar defendiendo y conservando en forma colectiva las semillas nativas y criollas, mediante el rescate, multiplicación, producción e intercambio de las mismas para abastecer los sistemas de producción de alimentos diversos, saludables, justos y agroecológicos.

LAS SEMILLAS son producto de la interacción entre campesinos y campesinas, productores/as familiares, pueblos indígenas y afrodescendientes con el medio ambiente.
Expresan los saberes colectivos de los pueblos y sus prácticas, y forman parte de la diversidad de sistemas de producción y agroecosistemas.

EN LA COYUNTURA ACTUAL, las semillas enfrentan múltiples amenazas de las empresas transnacionales que pretenden imponer su control y monopolio mediante leyes nacionales y tratados de libre comercio e inversiones, que imponen sistemas de registro, normas de propiedad intelectual y sanitarias y fitosanitarias, en detrimento del derecho de los pueblos a producir e intercambiar libremente sus semillas. De esta manera, las corporaciones pretenden incrementar aún más su control sobre el sistema alimentario y generar una creciente dependencia de sus paquetes de insumos agropecuarios.

EL AVANCE LETAL DEL GRAN CAPITAL sobre los territorios y la consecuente expansión del agronegocio conllevan dramáticos procesos de contaminación por agrotóxicos y transgénicos de nuestras semillas y alimentos. Lo que se suma al avance de políticas neoliberales en otros países de la región y la consecuente ofensiva contra las semillas criollas y quienes las han producido y conservado históricamente, así como desmantelamiento de políticas que contribuyeron a garantizar derechos.

LA RED SE COMPROMETE, una vez más, a promover y construir la soberanía alimentaria del pueblo uruguayo y de los pueblos de la región y del mundo, lo que implica necesariamente la defensa de las semillas y su control en manos de los pueblos. Sin semillas no hay alimentos saludables y diversos.

LA SOBERANÍA ALIMENTARIA exige la permanencia de quienes realmente producen alimentos en la tierra, y por lo tanto, políticas públicas que garanticen su permanencia en el campo y estimulen a los y las jóvenes a radicarse en el campo; reclama también que las mujeres sean reconocidas como sujetos políticos y se reconozca su trabajo y conocimientos en la producción de alimentos.

EL PRINCIPIO de la soberanía alimentaria propuesto y construido por la Vía Campesina, nos permite disputar el sentido y el control de los territorios, como espacio de producción y reproducción de la vida, de cultura y de acción política para enfrentar la lógica de la concentración y acumulación de capital que se nos pretende imponer. En este sentido, la agroecología es una herramienta fundamental para viabilizar la producción de alimentos sanos y diversos, que se construye desde los/as campesinos/as en diálogo con los/as académicos comprometidos.

DESTACAMOS la importancia trascendental de las experiencias colectivas de acceso a tierras del Instituto Nacional de Colonización existentes en el seno de esta Red de Semillas y el papel central que están jugando los y las jóvenes en la construcción de la soberanía alimentaria y de defensa de las semillas. Por eso solicitamos que se resuelva la entrega definitiva de la tierra al grupo El Ombú de Paysandú.

EN ESTE IX ENCUENTRO DE PRODUCTORES, la Red debatió una vez más sobre el Plan
Nacional de Agroecología (PNA), sus contenidos y la estrategia a llevar adelante para su territorialización y apropiación por parte del conjunto de la sociedad. Saludamos la aprobación de la ley en diciembre de 2018 que incorpora muchas de las propuestas de los movimientos y organizaciones sociales que la impulsaron y establece que los principales sujetos políticos del PNA serán “los productores familiares agropecuarios, así como los sistemas de producción agrícola urbana y suburbana.

LA LEY fue impulsada por la Red de Semillas junto a la Red de Agroecología y la Sociedad Científica Latinoamericana de Agroecología (SOCLA), apoyándose en el acumulado histórico que existe en Uruguay gracias al compromiso de muchos productores/as familiares, organizaciones sociales y docentes e investigadores de la Universidad de la República.

ASIMISMO, entendimos que era necesario dar respuesta a la creciente demanda de alimentos saludables y culturalmente apropiados y enfrentar la evidente crisis ecológica y social a la que conduce el modelo del agronegocio en nuestro país, con impactos que acarrean la negación -e incluso pérdida- de derechos fundamentales a la salud, el agua y la preservación de los ecosistemas.

EN SU ENCUENTRO NACIONAL, la Red de Semillas debatió y desarrolló los ejes que considera fundamentales para la elaboración del PNA, donde participará activamente, y enfatizó una vez más la centralidad que tienen las semillas criollas para el desarrollo de la agroecología y su compromiso a contribuir a que la nueva política pública garantice lo ya estipulado en la Ley No. 19.717: “Fomentar la conservación y el uso de recursos genéticos autóctonos y reconocer los derechos de los agricultores a reproducirlos y asegurar su disponibilidad.”

LOS OTROS EJES PROPUESTOS incluyen el fomento y apoyo a la producción agroecológica, a los mercados locales y a las compras públicas/estatales; el cuidado del agua y la biodiversidad; la investigación con una concepción participativa; la formación en todos los niveles; la asistencia técnica con un enfoque de sistemas; los derechos de mujeres y jóvenes y el derecho a la tierra.
EN EL MARCO de las acciones que la Red de Semillas Nativas y Criollas actualmente lleva adelante, sobre la base del compromiso de sus treinta grupos locales y de jóvenes, se pondrá énfasis en las siguientes líneas estratégicas:
Rescatar el conocimiento popular en cada zona/región donde hay grupos presentes;
Fortalecer el trabajo territorial y la capacidad de los grupos para el desarrollo de semilleros para continuar incrementando la disponibilidad de semillas, así como mantenerlas libres de propiedad intelectual, agrotóxicos y transgénicos;
Crear casas de semillas para la recuperación, conservación e intercambio de semillas nativas y criollas entre regiones delpaís;
Fortalecer la comunicación interna de la Red y desarrollar diversas herramientas de comunicación externa
Profundizar la perspectiva de género en la Red. Eso supone valorizar y estimular la presencia y vocería de mujeres y mujeres jóvenes en la Red, generar espacios de reflexión entre mujeres y potenciar la participación equitativa e igualitaria entre hombres y mujeres.
Continuar con la realización de campamentos de jóvenes con vistas a promover la radicación de jóvenes en el campo y fortalecer los procesos colectivos autogetionarios.

EN ASAMBLEA, LA RED se comprometió a luchar contra las distintas formas de violencia patriarcal y a generar acuerdos y políticas explícitas en esa dirección y espacios seguros. También se comprometió a analizar las relaciones de género en los grupos locales y en todas las estructuras de la Red. Asimismo, continuará luchando contra todas las formas de opresión que se refuerzan mutuamente.

LA RED eligió y presentó sus nuevas autoridades de la Coordinación General que ahora cuenta con ocho integrantes, la representación de los/as jóvenes y mantiene la formación paritaria. Ellos/as serán los/as estarán a cargo de ejecutar las acciones definidas en este Encuentro de Productores/as de Semillas y garantizar la representación de la Red a nivel nacional e internacional, así como mantener el contacto con los grupos locales y dar seguimiento a la incidencia de la Red en la agenda pública.

LUEGO DEL ENCUENTRO DE LA RED, los días 27 y 28 de abril se realizó la 8ª Fiesta Nacional de la Semilla Criolla, bajo el lema Semilla criolla, alimento soberano. Participaron más de 700 personas, entre integrantes de los más de treinta grupos locales y grupos de jóvenes que conforman la Red de Semillas, niños y niñas de escuelas primarias de la zona, la Red de Huertas Comunitarias e invitados/as de la región, además de público en general.

PARA FORTALECER la integración regional, la Red participará del VII Congreso de la
Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo - CLOC/Vía Campesina - que tendrá lugar en Cuba en junio del corriente. Esta organización internacionalista ha realizado contribuciones trascendentales para los pueblos del mundo al concebir, compartir y defender el principio de la soberanía alimentaria hoy reconocido a nivel mundial. La CLOC/VC se ha comprometido con el desarrollo de la agroecología desde la perspectiva de los movimientos sociales, e impulsar la Declaración de los Derechos Campesinos en la ONU, aprobada en noviembre de 2018.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Conozcamos Nuestras Semillas - La Candia

Bio Hackers, la nuevas tendencias que quieren controlar las transnacionales

CONSECUENCIAS ECONÓMICAS DE LA SOJA TRANSGÉNICA ARGENTINA, 1996-2006