Alertan "transgénicos se expanden en Chile"
24-11-09

Durante la temporada 2008/2009, la superficie de cultivos transgénicos en Chile aumentó a 30.101 ha comparado con las 24.921 ha autorizadas el 2007.

Sociedad Civil alerta presencia de liberaciones de transgénicos en el país y regiones ya saturadas de transgenia.

“Los cultivos transgénicos continúan expandiéndose en Chile sin regulaciones suficientes que proteja las semillas tradicionales, los centros de origen y que evite la contaminación transgénica a los cultivos tradicionales y daños al medio ambiente, alertó María Isabel Manzur, Coordinadora de la Red Por un Chile Libre de Transgénicos.

Durante la temporada 2008/2009, la superficie de cultivos transgénicos aumentó a 30.101 ha comparado con las 24.921 ha autorizadas el 2007, cifras que a juicio de Manzur, nos aleja aun más de tener un país libre de transgénicos. La mayor producción corresponde a maíz transgénico (20.911 ha), siendo novedad en esta temporada, la expansión en las superficies de semilleros de soya (1.398 ha en 2007 a 5.206 ha en 2008) y raps (1.188 ha en 2007 a 3.914 ha en 2008). También Chile es utilizado como campo de pruebas de nuevos eventos transgénicos, lo que implica mayores riesgos de contaminación.

En cuanto al maíz transgénico, ya se ha demostrado su capacidad de contaminación de variedades tradicionales. La Fundación Sociedades Sustentables (FSS) en conjunto con el Programa Chile Sustentable y Desarrollo Rural Colchagua encontraron contaminación de maíz convencional para consumo interno en la Región de O¨Higgins el año 2008, de 30 muestras de maíz analizadas en el laboratorio del INTA, 4 estaban contaminadas.

Situación en regiones

Otro aspecto preocupante es que los semilleros de maíz se están desplazando desde la Región de O´Higgins a la Región del Maule, por que están escaseando los lugares donde sembrar transgénicos por falta de aislamientos, que son áreas que rodean los cultivos transgénicos e impiden que estos se contaminen. “Esto en la práctica nos demuestra que en Chile ya tenemos regiones saturadas de transgénicos”, puntualiza Isabel Manzur.

Por otro lado, se puede constatar la grave expansión del maíz transgénico en la región de Arica Parinacota donde se han cortado añosos olivos que daban una tradición al valle de Azapa y se han reemplazado por transgénicos, lo que tiene preocupados a muchos agricultores. Esta región ha sido seleccionada por las grandes transnacionales semilleras por su clima benigno que les permite producir más de una cosecha al año. “Las autoridades nacionales y regionales han sido irresponsables en permitir la expansión de transgénicos en esta región, que es centro de diversificación de maíz, donde se reportan 8 variedades de maíz prehispánico, algunos de 8.000 años de antigüedad presentes en momias. Está además el famoso maíz de Lluta que crece en condiciones de alta concentración de boro, único en el mundo, un valioso recurso genético, que evidentemente no resguardamos”, agregó Manzur.

También se observa la siembra de nuevos cultivos no antes permitidos como la cebada, desconociéndose sus impactos, ya que en Chile se autorizan cultivos transgénicos sin estudios de impacto ambiental. También se ha permitido la alfalfa transgénica desde el año 2006, a pesar que este cultivo fue prohibido en EE.UU. por su alto riesgo. El 24 Junio de 2009, una Corte de Justicia de EE.UU. prohibió la siembra de alfalfa transgénica resistente a herbicida en todo el país, a la espera de estudios de impacto ambiental porque puede causar daño irreversible a las variedades convencionales y orgánicas, al ambiente y daño económico a los propios agricultores.

Farmacultivos

Finalmente se expande la siembra de los peligrosos y no regulados cultivos farmacéuticos con la siembra de 65 ha de cártamo en la RM el 2008. El SAG ha autorizado en el pasado la siembra de maíz, canola, cártamo y arroz farmacéutico, cultivos que no se permiten en otros países, por el riesgo de contaminar los alimentos con fármacos y dañar el medio ambiente. Se ha permitido el maíz con alto contenido de proteína avidina, aprotinina, Lipasa Gástrica de Perro, Lisina, con anticuerpos monoclonales. El cártamo que se ha autorizado contiene enzima Bovina. Proteína A (VIH), Expresión del gen A, Gen EZ PROTNT, Proteína FEP (Fish enhancement protein), Insulina, todas ellas sustancias de uso farmacéutico.

Pese a la importancia del tema, no existen datos precisos sobre dicha expansión, el SAG solo entrega información parcializada a pesar de la nueva ley de acceso a la información. No conocemos detalles de todos los cultivos que autoriza, sus modificaciones genéticas, las empresas responsables, ni los lugares exactos de liberación de transgénicos. Esta información a juicio de la coordinadora de la Red Por Un Chile Libre de Transgénicos podría “permitir a los agricultores convencionales y orgánicos adoptar medidas de resguardo para evitar la contaminación de sus cultivos”.

Oscuro Panorama

Chile no esta cuidando sus recursos genéticos específicamente cuando la FAO convocó en septiembre 2009 la Segunda Conferencia Mundial de Semillas, la reunión más importante sobre esta materia que se celebra en la última década, que abordó las formas de promover el desarrollo de nuevas variedades de plantas, además de la disponibilidad de semillas tradicionales de calidad para los campesinos y la seguridad alimentaria en el futuro para enfrentar el cambio climático.

Isabel Manzur explica que tanto el Servicio Agrícola Ganadero, como la Ministra de Agricultura han hecho oídos sordos a las continuas denuncias provenientes desde la sociedad civil, sobre la peligrosidad de estos cultivos y no han tomado las medidas necesarias para erradicar la contaminación del maíz, demostrada en la VI Región. Chile no es parte del Protocolo de Bioseguridad, donde se negocia un régimen de responsabilidad y compensación por los daños causados por los transgénicos. La legislación chilena tampoco contempla sanciones por tales daños, por lo que las empresas que contaminan y el gobierno que autoriza, quedan impunes cuando se producen daños por contaminación.

Finalmente, La Red Por un Chile Libre de Transgénicos, compuesta por 27 organizaciones de la sociedad civil hace un llamado a las autoridades a tomar conciencia de los impactos de los cultivos transgénicos en territorio nacional, ya que las liberaciones descontroladas ponen en serio riesgo el patrimonio genético del país, la salud de la población y el medio ambiente.

Con el objetivo de informar sobre la situación actual en Chile y el mundo de los alimentos y cultivos transgénicos, los derechos de propiedad intelectual asociados a estos cultivos y la necesidad de proteger la agricultura orgánica y las semillas locales, la Red Por un Chile Libre de Transgénicos invita a un seminario a realizarse el 27 de noviembre en la Casa Central de la U. de Chile, Sala Eloisa Días (Alameda 1058), desde la 9:00 a las 13:00, entrada liberada.www.ecoportal.net

Pamela Suárez - Periodista Red Por Un Chile Libre de Transgénicos

Comentarios

Entradas populares de este blog

Bio Hackers, la nuevas tendencias que quieren controlar las transnacionales

Semillas Nativas y Criollas Libres de Normas y Leyes

Conozcamos Nuestras Semillas - La Candia