Carta Latinoamerican - Foro de SPG en Quito, Ecuador

Carta Latinoamericana después del Foro de SPG´s en Quito
Estuvimos reunidos del 30 de noviembre al 4 de diciembre de 2015 en Quito, Ecuador, 40 personas, hombres y mujeres, representantes de diferentes Sistemas Participativos de Garantía de once países latinoamericanos. 
A lo largo de esos días hemos podido intercambiar modos de funcionamiento, reafirmar compromisos y ampliar percepciones. La masiva presencia de mujeres en los momentos públicos que hemos tenido esos días, en Cayambe y Quito, demuestra el rol primordial que tienen las mujeres en la construcción de los SPGs y de la Agroecología. 
Seguimos atentos al compromiso de basar nuestros trabajos en los principios y las normas básicas definidas por el movimiento de agricultura ecológica a lo largo de los años. Como partícipes de un sistema de garantía somos responsables con nuestra propuesta de ofertar alimentos y productos que merecen el adjetivo de Ecológico, Agroecológico u Orgánico. 
Analizamos nuestros SPGs a la luz de la Carta de Principios del Foro, y nos comprometemos a seguir actuando teniendo a la Participación, la Transparencia, la Confianza, la Autodeterminación y el Diálogo de Saberes como nuestros fundamentos y objetivos a la vez, reconociendo que son valores que deben ser buscados de forma permanente en nuestra labor cotidiana. 
Entendemos que la revisión de pares o visitas cruzadas sigue siendo el corazón de los SPGs, y que miradas externas nos fortalecen y conllevan a mejores resultados. Reafirmamos que el poder de definir métodos de evaluación y su resultado es tarea de todos, y debe ser ejercido de manera horizontal. Asimismo, reforzamos nuestra certeza que los SPGs deben ser diseñados para dar voz y autonomía a los/as campesinos/as, pueblos originarios y tradicionales, valorando la plurinacionalidad e interculturalidad, buscando fortalecer el surgimiento de liderazgos locales. Es fundamental que para el alcance de ese objetivo, la toma de decisiones sobre la calidad ecológica de la producción ocurra con activa participación de los miembros del SPG. 

Foto: Pk Thevetia / Feria en Cayambe
Hemos conjuntamente analizado la necesidad de avanzar en mecanismos que respondan de manera eficiente y pedagógica a falencias y dificultades por parte de los miembros de los SPGs. 
Resaltamos que las dinámicas generadas por los SPGs deben ser consideradas no solo como formas de garantizar calidad, sino también como espacios para intercambiar conocimientos, introducir mejoras y fortalecer lazos de cooperación. 
La sustentabilidad de los SPGs fue otro tema presente en nuestros debates, en sus aspectos económico, social y organizativo. Establecer formas de auto-financiamiento e involucrar de manera efectiva a los jóvenes, son compromisos asumidos. Fortalecer el tejido social articulándose con otros SPGs y demás actores del territorio es considerado importante para lograrla. 
La experiencia acumulada por los presentes nos permite una vez más reconocer a los SPGs como un importante instrumento para la construcción de una Agricultura Ecológica democrática y popular. Por ello, nos ocupamos en realizar esfuerzos para que la población con menos recursos económicos puedan ser beneficiadas del consumo de alimentos sanos a través espacios generados por la economía solidaria y de mecanismos de abastecimiento como las ferias y las compras públicas. 
Reafirmamos el compromiso de los SPGs en la búsqueda del derecho a la Soberanía Alimentaria de los Pueblos, y consideramos fundamental que nuestras experiencias incorporen dinámicas de fomento al auto consumo y a los circuitos cortos de comercialización. Eso no nos impide considerar oportuno que la calidad ecológica de la producción garantizada por los SPGs no sea limitada por barreras comerciales, y que sus productos puedan ser comercializados en escalas más amplias. 
Afirmamos que los SPGs son autónomos y que las realidades de cada país o localidad deben determinar la naturaleza de la relación con el Estado. Es un consenso que el rol regulatorio del Estado debería ser precedido de políticas públicas de fomento a la producción y circulación de productos ecológicos. Nos parece ilógico que el control sea normalizado antes que el apoyo. 
Entre los participantes hemos tenido un consenso en relación a la importancia de legitimar los SPGs frente a la Sociedad. Estimular la organización de consumidores y su participación, además de promover la producción y consumo de productos ecológicos es el camino para lograr el reconocimiento social. 
Una breve mirada al pasado reciente demuestra lo que hemos avanzado. Hace 15 años éramos pocos SPGs, invisibles y desarticulados. Ese cuadro ha cambiado de manera radical. Los SPGs son cada vez más reconocidos como un mecanismo válido de generación de credibilidad de la producción ecológica. Experiencias latinoamericanas han inspirado otros continentes, del Norte y del Sur del planeta. Esos hechos nos llenan de alegría y entusiasmo. También refuerzan nuestro compromiso de seguir trabajando con creatividad y osadía hacia un continente libre de transgénicos y agrotóxicos. 

Quito, 04 de diciembre de 2015.

Foto: Pk Thevetia / Parcela de José Quimbiurco
 
 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Semillas Nativas y Criollas Libres de Normas y Leyes

Bio Hackers, la nuevas tendencias que quieren controlar las transnacionales

Conozcamos Nuestras Semillas - La Candia